El ayuno intermitente ayuda a retrasar el envejecimiento

¿Qué es el ayuno intermitente?

El ayuno intermitente fue una de las estrategias más populares entre los que buscaban perder peso en 2019. Pero lo que pocas personas saben es que la metodología también puede ayudar a retrasar el envejecimiento.

Según un estudio publicado en la edición de septiembre de la revista especializada Cell Metabolism, el ayuno intermitente en días alternos mejora los marcadores fisiológicos y moleculares del envejecimiento en personas sanas no obesas y de mediana edad.

El ayuno intermitente en días alternos es básicamente una práctica en la que se alternan períodos de comida y ayuno regulares. Con esto, dependiendo del programa elegido, es posible ayunar durante unas horas, un día entero o más.

Por lo tanto, las investigaciones han demostrado que cuatro semanas de ayuno en días alternos han influido en la salud general de los voluntarios. El protocolo de alimentación mejoró los marcadores cardiovasculares, redujo la masa grasa (especialmente la grasa del tronco) y mejoró la proporción de masa magra de grasa. De manera similar, en los días de ayuno, el aminoácido pro-edad metionina, entre otros, se agotaba periódicamente, mientras que los ácidos grasos poliinsaturados eran altos.

Más beneficios además de retrasar el envejecimiento

Según el análisis, además de poder retrasar el envejecimiento, el ayuno intermitente en días alternos puede reducir la ingesta calórica hasta en un 37%. Esto significa que la cantidad de calorías consumidas por los participantes de la investigación disminuyó, probablemente porque pasaron sus días en ayunas. Por lo tanto, el ayuno puede ayudarle a perder peso.

En cuanto a otros beneficios de salud, el estudio también mostró que los que siguieron el plan durante seis meses tenían niveles más bajos de LDL (generalmente llamado colesterol “malo”) y triglicéridos (un tipo de grasa que puede aumentar el riesgo de enfermedad cardiaca) que los que comen normalmente.

¿Es seguro el ayuno intermitente cada dos días?

Según el estudio, las personas sanas deben probar el método sólo con orientación médica. Porque pasar tanto tiempo sin comer puede llevar a una pérdida de nutrientes importantes que el cuerpo necesita incluso para los individuos sanos. Además, el ayuno puede resultar en una falta total de energía.

Del mismo modo, la deshidratación es una preocupación, ya que obtenemos una buena cantidad de agua de nuestra ingesta diaria de alimentos.

Finalmente, el ayuno intermitente en días alternos probablemente no sea una solución a largo plazo para la pérdida de peso. Por lo tanto, hay otras formas más saludables y definitivas de perder peso, como una dieta equilibrada, llena de alimentos integrales y ejercicio físico.

Tes diuréticos para la hinchazón

Deja un comentario